Banner 7

AND

1 de septiembre de 2017 15:03

Alrededor de tres millones y medio de bolivianos padecen dolor crónico

Afecta a casi el 35% de la población mundial y en Bolivia a alrededor del 33% de la gente. El dolor crónico no controlado o inadecuadamente tratado genera más de una veintena de efectos adversos indeseables.

dolor_cronico Imagen ilustrativa. Foto. Web Salud

La Paz, 1 de septiembre (Agencia de Noticias para el Desarrollo, AND).- A pesar de los adelantos de la medicina moderna, el dolor crónico es un problema aún no resuelto. Es una más de las enfermedades denominadas como “una epidemia silenciosa”. Actualmente se estima que el dolor crónico afecta al 33% de la población, es decir, casi tres millones y medio de bolivianos que padecen esta patología que afecta en muchos aspectos la calidad de vida de las personas.

“Gran parte de los enfermos reciben un tratamiento insuficiente, y en la mayoría de los casos el dolor repercute tanto en su calidad de vida como en la relación con su entorno familiar y social. Además, el dolor crónico mal tratado genera altísimos costes para el Estado porque aumenta el gasto sanitario, altera la relación laboral, disminuye el rendimiento en el trabajo y eleva el ausentismo”, señaló el doctor Marco Narváez, presidente de la Asociación Boliviana del Dolor (ABD) y presidente de la Academia Latinoamericana de Médicos Intervencionistas en Dolor.

El dolor agudo es un síntoma muy útil, ya que puede ayudar a diagnosticar un problema. Sin dolor, las personas no podrían darse cuenta de que tienen daños en su salud. Una vez que la afección es tratada, el dolor suele desaparecer. Sin embargo, a veces continúa durante semanas, meses o años a lo que se conoce como dolor crónico. Algunas veces se debe a una causa constante y conocida como la artritis, la artrosis, el dolor de espalda o el cáncer; en otras la causa es desconocida. Una persona puede tener más de un tipo de dolor crónico al mismo tiempo.

Un congreso internacional aborda el tema

La especialidad de la medicina del dolor tiene más de 18 años en Bolivia. Desde su creación, la Asociación Boliviana del Dolor (ABD) ha invertido en tiempo y recursos para que los galenos del área así como de otras especialidades relacionadas, actualicen sus conocimientos, intercambien información con sus pares internacionales en congresos, foros y otros, con el claro objetivo de que los pacientes bolivianos se vean beneficiados.

Es así que el dolor crónico, su estudio, su manejo y sobre todo las nuevas técnicas para su tratamiento, serán los temas centrales que se abordarán durante el XII Congreso Latinoamericano del Dolor y IV Congreso Internacional del Dolor, que se llevará a cabo en la ciudad de Santa Cruz y convocará a más de 40 médicos expertos de 20 países del mundo. 

El evento se realiza cada dos años y está organizado por la ABD y recibe el respaldo de Droguería INTI y su Línea Médica B BRAUN, laboratorios que harán posible, junto a otros, la llegada de reconocidos médicos especialistas del dolor a nivel mundial.  El Congreso internacional se llevará a cabo del 25 al 28 de octubre y se espera la participación de 400 profesionales de diversas áreas de la salud.

Este importante encuentro también será sede para la XV Reunión Iberamericana del Dolor y del I Congreso Latinoamericano de Intervencionismo en Dolor.

/Agencia de Noticias para el Desarrollo/



Noticias relacionadas: